Arrel de la web > Informa’t! > Notícies > INICIATIVAVERDS dóna suport a la declaració de la Coordinadora Verda contra (...)

1 vot

INICIATIVAVERDS dóna suport a la declaració de la Coordinadora Verda contra l’energia nuclear

dissabte 14 de maig de 2011

INICIATIVAVERDS es suma a la posició de la Coordinadora Verda sobre l’energia nuclear exposada a la següent nota de premsa:

¿Terremotos y energía nuclear? No gracias

A raíz de la tragedia acaecida en Lorca y ante todo, Ecolo-Verdes, plataforma electoral de la Coordinadora Verde, se solidariza con el municipio de Lorca y con las familias de las personas fallecidas. Al mismo tiempo, quiere transmitir la reflexión siguiente sobre la seguridad nuclear y el riesgo sísmico. A los efectos producidos por las centrales nucleares sobre el medio ambiente y las personas, hay que añadir su peligrosidad en caso de accidente. El tsunami en Japón ha puesto en evidencia la falta de seguridad de éstas, y el de el miércoles de Lorca que el peligro de un terremoto y su impacto en una central nuclear no es una fantasía sino que es un peligro real, incluso en el estado Español.

“Cofrentes es la central más próxima al epicentro, separada por más de 200 kilómetros. Pero Cofrentes se sitúa a unos 50 kilómetros de una de las zonas más activas de la Comunidad Valenciana, y podría darse un seísmo de intensidad 5 ó 6”, señaló Pablo Silva, profesor de geomorfología y geofísica de la Universidad de Salamanca.

Ana Pastor, cabeza de lista autonómica por los Verdes de Murcia-Ecolo recuerda los numerosos seísmos ocurridos en la península ibérica: “en 1522 un terremoto provoca la destrucción total de la ciudad de Almería y de Ugijar (Granada); en 1658 Almería capital vuelve a verse destruida por las graves consecuencias que provocaron un nuevo temblor; en 1680 un gran terremoto de magnitud 6,8 e intensidad 9 con epicentro en Álora, provincia de Málaga, destruye las localidades cercanas; en 1755 un gran seísmo destruyó la ciudad portuguesa de Lisboa; en 1829 causó 389 personas muertas en la Vega Baja, Alicante, y destruyó más de 2.000 viviendas en diversas poblaciones de la comarca; en 1884 un terremoto causa 839 personas fallecidas en la localidad granadina de Arenas del Rey, que supuso la destrucción completa de la citada localidad. Es decir que la península ibérica no es un lugar seguro frente a los terremotos”.

Toda tecnología humana tiene que demostrar ser 100% segura, independientemente de las incertezas naturales, para salvaguardar la vida en la Tierra y poder gozar de la vida y de la naturaleza plenamente. Por eso l@s verdes solamente promovemos fuentes de energía limpias y renovables que garantizan que la Tierra continuará siendo un lugar agradabe donde vivir en un futuro. Existen muchas maneras de generar electricidad con total seguridad: eólica (que en el mes de marzo conseguió ser la número en producción), hidráulica, etc. Además hay otras maneras de reducir significativamente el consumo eléctrico, como la gestión de la demanda.

Florent Marcellesi, coportavoz de la Coordinadora Verde y candidato verde a la alcaldía de Bilbao comenta que “además, cabe recordar que la central de Cofrentes recibió una prórroga del Gobierno para funcionar 10 años más y que uno de los puntos que debe revisar la central es su resistencia a terremotos e inundaciones superiores al de la base con la que fue diseñada. Por todo ello, Ecolo-Verdes manifiesta su solidaridad y profundo pésame al municipio de Lorca y exige al Gobierno de español que proteja y vele por la seguridad de la salud de la población civil y el medio ambiente en general. Marcellesi recuerda que “la central nuclear de Santa María de Garoña ya ha cumplido con su vida útil de 40 años porque funciona desde marzo de 1971 y es la más antigua del Estado español”. Añade: “además sufre graves problemas de agrietamiento, corrosión y envejecimiento en componentes fundamentales para la seguridad”.

Pedimos el cierre de Cofrentes y las demás nucleares para construir un futuro sólido donde vivir tranquilamente y poder seguir con nuestra vida cotidiana y la de nuestros seres queridos.